Nanotecnología y diagnóstico cáncer colorrectal

Desde coloprocto.wordpress.com estamos especialmente interesados en las evoluciones del campo nanotecnológico. Hace unos años el Dr. Reina y el que escribe revisamos el tema para una ponencia en un congreso nacional de la especialidad. Lo que ayer era futuro, hoy es presente.


Hoy, un  proyecto colaborativo entre el Ministerio de Economía y Competitividad, el CIBER-BNN y el Hospital Clinic de Barcelona  ha puesto a punto un dispositivo que anticiparía el diagnóstico “hasta tres o cuatro años antes de que el cáncer pudiera detectarse en un hospital”.
La creación, desarrollo y empleo de aplicaciones a nivel nanotecnológico orientadas al diagnóstico clínico está a la orden del día y, continuamente, aparecen nuevos dispositivos desarrollados por los investigadores del sector. Es en este ámbito en el que trabaja el grupo de Nanobiosensores y Aplicaciones Bioanalíticas del Centro de Investigación Biomédica en Red – Bioingeniería, Biomateriales y Nanomedicina (CIBER-BBN).
El trabajo de este grupo, liderado por la investigadora Laura Lechuga, consiste en la puesta a punto de una metodología basada en la detección de biomarcadores específicos en sangre, indicativos de haber comenzado un proceso de cáncer colorrectal.
El dispositivo ya ha sido probado en el laboratorio con muestras de plasma de pacientes que ya han sido diagnosticados con cáncer colorrectal

Esto sin embargo, no se puede aplicar a todos los tipos de cáncer puesto que no todos están asociados a la inmunología, según ha apuntado a  la investigadora Laura Lechuga, y a su vez profesora de investigación del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y líder grupal del Instituto Catalán de Nanociencia y Nanotecnología (ICN2).
En el caso del cáncer colorrectal, en su primera fase, las células cancerosas segregan un tipo de proteínas denominadas antígenos. En respuesta a ellas, el sistema inmune de la persona se pone en marcha y fabrica unos autoanticuerpos. De esta manera, al saber que una persona presenta estos autoanticuerpos en la circulación de su sangre, se evidencia que se ha iniciado en ella el proceso canceroso.
La importancia del desarrollo de esta nueva metodología es que, según algunas investigaciones y artículos científicos, se conoce que el proceso de circulación de autoanticuerpos puede empezar incluso hasta tres o cuatro años antes de que el cáncer pudiera ser detectable en un hospital a través de, por ejemplo, una colonoscopia. Por ese motivo, apunta Laura Lechuga, este dispositivo “supone una gran ventaja para determinar con precisión el diagnóstico”.
¿CÓMO FUNCIONA EL BIOSENSOR NANOPLASMÓNICO?
El método de funcionamiento de este dispositivo se puede asemejar, en términos generales, al trabajo que realizaban los artesanos en la época de construcción de grandes catedrales cuando introducían nanopartículas de oro y plata en las vidrieras, para que brillaran más cuando se reflejaba la luz.
En este caso, la profesora del CSIC ha comentado a este periódico que se trata de un sensor óptico por donde circula la luz a una escala nanotecnológica. En la superficie de este circuito se ancla la proteína y se expone al plasma del paciente. Así, si la sangre contiene los autoanticuerpos relacionados con el cáncer colorrectal, el sensor atrapa esos autoanticuerpos y emiten una señal.
Según Laura Lechuga, el hecho de que se utilice el biosensor a nivel nano no se debe a que se trabaje con partículas muy pequeñas sino que “son dispositivos muy sensibles que son capaces de detectar los autoanticuerpos aunque haya una concentración muy baja”.
EN PROYECTO NUEVAS PRUEBAS
Hasta el momento este proyecto, denominado RETOS Colaboración desarrollado por el Ministerio de Economía y Competitividad, ha sido probado en el laboratorio analizando muestras de plasma de pacientes que ya han sido diagnosticados de este tipo de cáncer.
La idea del grupo investigador, como indica la profesora que ha liderado el desarrollo del dispositivo, es “analizar más muestras de pacientes, en colaboración con el Hospital Clinic de Barcelona, validar esas muestras y en un futuro poder comercializarlo para llevar el proyecto a la práctica clínica real”.
En conclusión, el equipo ha intentado crear un método alternativo de diagnóstico precoz, “con la mínima molestia para el paciente, con el objetivo de que permita llegar al mayor número de afectados posibles, que sea barato para la Seguridad Social y, sobretodo, más confortable para el paciente”.

Anuncios

2 comentarios

  1. Si estos estudios llegan a buen puerto, pienso que más que como medio diagnostico podrá servir como screnning de población.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: